DAÑOS A BUSCAR DESPUÉS DE UNA COLISIÓN TRASERA

Las colisiones traseras son el tipo de choque más común que ocurre cada año en las carreteras.

Estos tipos de colisiones pueden variar en gravedad, desde lesiones del conductor y del pasajero y vehículos totalizados hasta daños menores por colisión trasera. Sin embargo, las colisiones traseras no siempre se pueden juzgar a primera vista, incluso el golpe más pequeño tiene el potencial de causar daños ocultos que pueden poner en riesgo su seguridad en el futuro.

Con millones de vehículos en la carretera hoy en día, lamentablemente es probable que ocurran accidentes. Esto significa que el papel de los técnicos expertos en reparación de colisiones es esencial. Siga leyendo para aprender todo sobre los daños por colisión trasera, incluidos los problemas que pueden ocurrir (tanto visibles como ocultos) y qué hacer si le sucede a usted.

¿Qué causa el daño por colisión trasera?

Si un conductor no se da cuenta del vehículo que tiene delante, no se da tiempo de detenerse para evitar una colisión. Las distracciones comunes incluyen enviar mensajes de texto, hablar por teléfono, ajustar la radio, comer, mirar accidentes o interactuar con los pasajeros.

Además de la conducción distraída, las colisiones traseras pueden ser causadas por una variedad de factores diferentes, que incluyen:

● Problemas mecánicos

● Exceso de velocidad

● Tráfico pesado

● Hábitos de conducción imprudentes

● Rabia en la carretera

● fatiga del conductor

● Conducir bajo la influencia del alcohol o las drogas

La mayoría de las veces, el daño por colisión trasera es causado por un impacto directo en su vehículo, pero en algunos casos, su vehículo podría recibir un golpe en ángulo. La forma en que se golpea su vehículo afectará en gran medida el tipo y la gravedad del daño que puede ocurrir.

Tipos de daños ocultos por ser chocados por detrás

Lo complicado de los daños ocultos por colisión trasera es que a menudo es difícil de detectar para el ojo inexperto. Incluso si su vehículo parece estar en perfectas condiciones, puede haber problemas debajo de la superficie, como daños en el marco trasero, que solo generarán problemas mayores a medida que pase el tiempo.

El daño por colisión trasera no solo afecta la apariencia, la funcionalidad y el valor del automóvil, sino que también puede poner en riesgo su seguridad. Por ejemplo, si su parachoques se daña, no podrá absorber el impacto y protegerlo en un futuro accidente.

Ahora, hablemos de los diferentes tipos de daños que pueden ocurrir después de una colisión trasera.


¿Puede una colisión trasera causar problemas de alineación?

Una forma común de daño que ocurre después de una colisión trasera son los problemas de alineación. Si su vehículo comienza a desviarse hacia un lado de la carretera mientras conduce, podría ser un indicador clave de que hay problemas con su alineación. Además, si nota alguno de estos signos, es probable que haya un problema de alineación:

● el vehículo vibra

● dirección ruidosa

● Desgaste rápido o desigual de los neumáticos

● El volante está torcido

● llantas chirriando

Incluso si la alineación de un vehículo está ligeramente desviada, puede ejercer una presión innecesaria sobre los frenos, los neumáticos, la suspensión y otras piezas, lo que hace que se desgasten más rápido de lo que deberían. También puede plantear serias amenazas a la seguridad y aumenta las posibilidades de que ocurra otro accidente. Por todas estas razones, es importante llevar su vehículo para que lo inspeccionen lo antes posible si sospecha que está desalineado.

¿Se puede dañar el motor al ser chocado por detrás?

Los motores que se encuentran en los automóviles de hoy son muy complejos y delicados. Desafortunadamente, los daños en la parte trasera tienen el potencial de comprometer el rendimiento del motor. Si nota que la luz de "revisar el motor" se enciende después de un choque, querrá llevar su automóvil a un técnico de inmediato.

El impacto de una colisión trasera también puede dañar la transmisión de su automóvil. La fuerza puede mover el sistema de escape hacia adelante y dañar el convertidor catalítico, el múltiple de escape, el silenciador, los soportes del motor y el tubo en "Y" que va a su motor.

Además, los vehículos con tracción trasera (RWD) y con tracción total (AWD) tienen componentes de transmisión cerca de la parte trasera del automóvil, que pueden dañarse en caso de colisión. Las señales de que su transmisión se ha dañado incluyen la fuga de líquido de transmisión de su automóvil o problemas con la aceleración y los cambios.

¿Puede una colisión trasera causar problemas de suspensión?

El sistema de suspensión de un automóvil juega un papel fundamental para mantener el control del vehículo y tener una conducción suave. Esencialmente, el sistema de suspensión maximiza la fricción entre los neumáticos y la carretera, lo que permite al conductor conducir y manejar el vehículo. Protege a los pasajeros y al vehículo al limitar el impacto de las condiciones de la carretera.

Desafortunadamente, las colisiones traseras a menudo provocan daños en el bastidor, lo que puede ejercer presión sobre el sistema de suspensión del vehículo y hacer que los amortiguadores, puntales y otras piezas se desgasten más rápido. Además, como se mencionó, la mala alineación también puede ejercer más presión sobre los componentes de la suspensión.

Si la suspensión de su vehículo no funciona correctamente, el viaje será difícil y su automóvil será difícil de controlar. Si el automóvil se deja en este estado, solo empeorará y comprometerá su seguridad y el valor de su vehículo.

¿Pueden las colisiones traseras causar problemas eléctricos?

Los vehículos de hoy son técnicamente más avanzados que nunca. Incluso el toque más pequeño puede aflojar los cables de las luces traseras, las luces de freno o la batería.

Cada una de estas piezas es esencial para mantenerse seguro en la carretera, por lo que es importante asegurarse de que estén siempre intactas, especialmente después de una colisión. En la mayoría de los casos, necesitará un técnico para examinar los componentes eléctricos de su vehículo.


¿Qué pasa con el daño del maletero?

Si bien es posible que los daños en la cajuela no afecten su capacidad para conducir el vehículo, nunca deben pasarse por alto. Los problemas de la cajuela pueden presentar riesgos para la seguridad y también reducen en gran medida el valor del automóvil.

Su baúl debe abrirse y cerrarse con facilidad y bloquearse de manera segura. Al conducir por la carretera, una cajuela dañada puede abrirse y bloquear su vista trasera o asustar al conductor detrás de usted, lo que probablemente provoque otro accidente por alcance. Si bien puede parecer de bajo riesgo, siempre es aconsejable reparar cualquier tipo de daño en el maletero que pueda tener.

Qué hacer si tiene daños por colisión trasera

Si su vehículo ha sido golpeado, lo primero que debe hacer es completar lo que se llama un "recorrido". Esto implica caminar alrededor de su vehículo para inspeccionar daños que pueden no ser evidentes al principio.


Lista de verificación de recorrido:


Mire los espacios del baúl y de la puerta: mire de cerca los espacios del baúl y de la puerta y asegúrese de que estén nivelados alrededor de la puerta y el baúl; no debe haber espacios estrechos. También querrá mirar el maletero y la apertura de la puerta en busca de distorsiones en estas áreas.

Mire las luces traseras y el paragolpes trasero: preste mucha atención a las luces traseras y al paragolpes trasero y cómo encajan en su vehículo. Compare el lado izquierdo con el lado derecho para asegurarse de que encajen igual y tengan los mismos espacios.

Mire los paneles laterales del vehículo, el panel de la vela y el techo del vehículo: si el impacto fue severo, es probable que note daños en estas áreas. Las torceduras son el resultado de que el vehículo experimente pandeo, aplastamiento o balanceo lateral durante la colisión trasera. Los estudiantes del programa de Tecnología de Reacabado y Reparación de Colisiones (CRRT) de Universal Technical Institute aprenden las definiciones de estos términos y cómo detectarlos en un vehículo.

Mire debajo de la parte trasera del vehículo: Examine los rieles traseros izquierdo y derecho y el plano del piso del baúl. Si alguna de estas áreas está distorsionada o torcida, esto es una señal de impacto trasero.

Mire el área de la suspensión trasera: si el área de montaje de la suspensión trasera o los componentes de la suspensión se dañaron, esto podría causar que el vehículo se conduzca y maneje mal.

Inspeccionar su automóvil puede ayudarlo a tener una idea de qué tipo de daño está enfrentando. Sin embargo, siempre debe llevarlo a un profesional en un taller de carrocería de confianza. Allí, un técnico calificado en reparación de colisiones puede revisar su vehículo y brindarle un plan de acción detallado para restaurarlo a su condición original.

Desafortunadamente, es probable que el daño que no se repara empeore con el tiempo. Esto puede conducir a reparaciones costosas en el futuro, por lo que es mejor ser siempre proactivo y llevar su automóvil lo antes posible. Además, a menos que usted mismo sea un técnico capacitado en reparación de colisiones, nunca intente completar la reparación por su cuenta, ya que esto tiene el potencial de empeorar el daño.

4 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo